La Fundación La Merced Migraciones, una “estancia” de acogida e inclusión de las personas migrantes y refugiadas

Los meses de confinamiento han estado marcados por la instrucción que nos invitaba a permanecer en casa, lo que ha supuesto retos laborales y convivenciales. El desconfinamiento por fases y la llegada de la “nueva normalidad” mantienen aún presente la realidad del hogar en la vida cotidiana de las personas.

En este sentido, el equipo de Pastoral Mercedaria, ha propuesto el lema “La Merced: Nuestra Casa” a las comunidades, colegios y parroquias de la Provincia de Castilla como guía para la reflexión y el trabajo en el curso 2020-21.

La Orden de la Merced nos invita a descubrir que la “casa” es más que el refugio y la protección del peligro. La casa también es espacio de crecimiento, de acogida, y escuela por antonomasia del amor humano.

La Fundación La Merced Migraciones comparte ese espíritu de ser casa para todo el que quiera abrir su corazón a los valores de la libertad, la solidaridad, el amor y la justicia.

La acogida y la inclusión plena de las personas con las que trabaja, la lucha por su igualdad de derechos y contra los estereotipos y prejuicios que las vulnerabilizan forman parte de la estancia que la Fundación La Merced Migraciones es en la gran casa de La Merced, una casa donde todos tenemos lugar.